• Preparación mental para Deportistas

  • Capacitación para Entrenadores

  • Talleres para Deportistas

Psicología del Deporte

La Psicología del deporte, ciencia relativamente nueva ha ido a través del tiempo integrándose al mundo del deporte y son cada vez más los profesionales que intervienen en equipos deportivos, que trabajan con deportistas e intentan enriquecer el deporte con la ciencia y a la vez se alimenta con los nuevos logros obtenidos.
La Psicología del Deporte es una rama de la Psicología como pueden ser Psicología Forense, Clínica, Relaciones Humanas, para lo cual el profesional tiene y debe capacitarse adecuadamente para poder intervenir con todas las herramientas necesarias.
Se basa en la observación y el tratamiento de aptitudes psicológicas del deportista al momento de la competencia.

Es la ciencia que trata de potenciar y optimizar el rendimiento deportivo, sin descuidar a la persona en los diferentes aspectos de su vida cotidiana. Trabaja con todos los actores del deporte. La competencia entraña una serie de factores que superan la práctica de habilidades motoras y no se pueden observar en los entrenamientos. El conseguir un objetivo, el público, la prensa, los patrocinios, las propias inseguridades, etc., son aspectos que se suman a la ejecución motora del deportista. La habilidad para rendir regularmente sin importar las circunstancias es la clave de un buen atleta, un programa ideal de preparación psicológica tiene que conseguir que el deportista, cuando compite implemente sin ningún esfuerzo las habilidades psicológicas que le ayuden a ser un atleta exitoso.

 

Hay que tener en cuenta que la Psicología del Deporte NO es Psicología Clínica, ni psicoanálisis, ni un tratamiento o una terapia para personas que tienen alguna enfermedad (depresión, adicciones, psicosis, etc.).

En el deporte el psicólogo busca primordialmente la mejora en el rendimiento, aunque sin descuidar los aspectos relacionados con la salud mental y física del deportista. Tampoco es una receta o una fórmula, es un trabajo individualizado, según las necesidades que cada persona, equipo y situación plantea. No son soluciones mágicas. Si bien las cualidades mentales con las que se nace son importantes, está ampliamente comprobado, a través de repetidas experiencias, que las habilidades se pueden aprender, entrenar y mejorar.

 

Optimizando tu rendimiento deportivo.